Reseña: Batman – Arkham Origins: Cold Cold Heart

157 vistas Dejar un comentario

LetreroBatmanAODLC

El caballero de la noche afronta una nueva aventura que sufre de falta de creatividad y un simple skin helado

 Con solo 2 juegos en su haber, Batman se convirtió en solo un par de años, no solo en la mejor franquicia de superheroes en el mundo de los videojuegos, sino en una de las mejores IP´s de la actual generación de consolas a tal grado, que Rocksteady demostró que no hay misiones imposibles e hizo del caballero de la noche un personaje que ya dejó marca en la industria. Tomando como base lo hecho con Arkham Asylum y Arkham City, Waner Montreal entregó el año pasado Batman: Arkham Origins, un juego que mantuvo el nivel de la saga, pero que para su mala fortuna fue severamente criticado por no arriesgarse a innovar en prácticamente ningún rubro. Ahora, el estudio nos hace llegar Cold Cold Heart, un contenido descargable que nos cuenta los orígenes del Señor Frío y que lamentablemente, continua por la ruta segura, dando como resultado, un complemento que palidece contra cualquier otro producto de la franquicia Arkham que haya sido desarrollado por Rocksteady.

La trama de este añadido se desarrolla un par de días después de los eventos acontecidos durante la campaña principal del juego y nos llevará inicialmente a la entrega del premio humanitario del año, un evento que se verá interrumpido por el secuestro de Ferris Boyle a manos de Victor Fries en un intento más por salvar la vida de su amada esposa. Como ya puede resultar claro a estas alturas, Cold Cold Heart nos contará la historia del Señor Frio y como este llegó a convertirse en el villano que conocimos en Arkham City, pero ya sea para bien o para mal, Warner Montreal decidió (de nueva cuenta) no tomar riesgo alguno y mantener intacta la historia que todo fanático de Batman conoce, por lo que si bien la historia es interesante y se desarrolla de buena manera, resulta completamente predecible.

Cold Cold Heart inicia de forma similar a Arkham City, poniéndonos en el control de Bruno Diaz

A nivel de gameplay, nos encontramos ante un juego que es idéntico a lo que ya experimentamos en la campaña principal de Arkham Origins, el combate free flow mantiene su gran nivel, los gadgets a nuestra disposición se sienten verdaderamente útiles y el diseño de niveles continúa siendo uno de sus principales puntos fuertes, sin embargo, el problema que mencionamos desde un inicio es precisamente ese, Cold Cold heart respeta en demasía lo que hizo funcionar a sus entregas previas y falla al otorgarnos un verdadero sentimiento de novedad, podemos decir sin lugar a dudas, que durante las poco más de dos horas de duración con las que cuenta esta campaña, tuvimos la sensación de que jugamos Batman: Arkham City, algo que sería un punto a favor de no ser por que hablamos de un juego con casi 3 años de antigüedad.

Para mala fortuna del estudio desarrollador, las comparaciones con Harley Quinn Revenge (DLC de campaña para Arkham City), son inevitables y no juegan precisamente a favor del contenido que nos ocupa en esta ocasión, resulta sorprendente ver que un contenido que vio la luz hace más de 2 años tiene una cantidad mucho mayor de novedades e incluso tomó riesgos de gran nivel con el arco argumental. La norma no escrita de los videojuegos dicta que no hay que reparar lo que no está roto, pero probablemente, Warner Montreal tomó de forma demasiado literal esta regla y solo se atrevió a innovar en dos elementos de juego, aunque si hay que mencionar que estos añadidos cambian las mecánicas de juego de buena manera, y nos hace pensar que de haber mantenido este ideal de cambios, nos encontraríamos ante un juego infinitamente mejor.

El gameplay es de buen nivel, pero su falta de novedad hace que la aventura se vuelva monótona con rapidez.
El gameplay es de buen nivel, pero su falta de novedad hace que la aventura se vuelva monótona con rapidez.

Uno de los elementos donde si podemos apreciar la escasa novedad con la que cuenta Cold Cold Heart, es en el añadido de un nuevo enemigo que porta un rayo congelante y que mezcla elementos de los enemigos que ya habíamos visto previamente en la serie Arkham, pues en primera instancia tendremos que evitar sus ataques a distancia a la vez que nos ocupamos del resto de enemigos en pantalla, y en caso de llegar a ser impactados por el rayo, quedaremos pasmados durante unos instantes como ocurriera con los villanos con porras electicas que conocimos en Arkham City. Tal vez la mayor diferencia que representan estos enemigos, es la posibilidad de emplear sus rayos congelantes a nuestro favor y frenar así a otros oponentes para ganar tiempo en combate, una estrategia que puede resultar útil en los niveles de dificultad avanzados.

El segundo elemento que se nos presenta como novedad, aunque en menor medida, se presenta en la forma de un nuevo traje para Batman diseñado para soportar las bajas temperaturas en los territorios dominados por Frío, en la teoría, este traje le otorga a Batman ventajas sobre el terreno a la hora de hacerle frente a los villanos que habitan las zonas gélidas de Gótica gracias a que los gadgets del caballero de la noche reciben un aumento de poder debido a que el traje puede calentarlos a altas temperaturas, sin embargo, la triste realidad es que estas “nuevas” capacidades son meramente un añadido estético que, salvo el uso en interruptores, no cambian en nada las mecánicas de juego, mención aparte por la falta de sensación de fuerza que el traje XE otorga, y que pese a verse pesado y estorboso, no cambia en lo más mínimo la agilidad del caballero de la noche o la fuerza de sus golpes.

La batalla final contra el Señor Frío es buena, pero de nueva cuenta, es prácticamente idéntica a la vista en Arkham City
La batalla final contra el Señor Frío es buena, pero de nueva cuenta, es prácticamente idéntica a la vista en Arkham City

Conclusiones:

Resulta difícil dar un veredicto final sobre esta nueva expansión de campaña que nos narra los orígenes de uno de los héroes más reconocidos del universo de Batman, y es que a pesar de que nos encontramos ante un juego de muy buena calidad que en teoría debería ser imperdible para cualquier fanático de la franquicia, el hecho de que este DLC sea prácticamente una copia de lo que vimos en Arkham Origins (que a su vez es una copia de Arkham City) afecta severamente nuestras impresiones del mismo. De haber sido este nuestro primer contacto con el caballero de la noche en consolas, hablaríamos de una compra más que obligada, pero tratándose de un título que recicla contenidos exitosos de otras entregas a más no poder, lamentablemente debemos decir que Cold Cold heart, es una experiencia que solo deben adquirir aquellos fanáticos acérrimos que bajo ninguna circunstancia se pueden permitir perderse algo relacionado a Batman.

  • Lo bueno: Buen sistema de combate. Nueva clase de enemigo que otorga variedad al gameplay. El doblaje es de buena calidad, aunque cuesta trabajo acostumbrarse a escuchar a Batman con la voz de Tony Stark
  • Lo malo: Demasiados elementos reciclados de entregas previas. Se desaprovecha el potencial del traje XE. Batalla final decepcionante para aquellos que jugaron Arkham City. La novedad es prácticamente nula.
  • Robin: Tras los eventos de Origins, era de imaginarse que veríamos más de este personaje a futuro, aunque lamentablemente no fue así.
Acerca de

GameOverVg

No Description or Default Description Here

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.