Entrevista: Luke Thai y Kristoffer Bergqvist Medal of Honor Warfighter

174 vistas Dejar un comentario

Pienso que una de las mejores formas de valorar un videojuego es conocer qué se trató de comunicar en el juego. Actualmente los juegos de video constituyen grandes producciones que, ayudadas de las nuevas tecnologías, permiten contar historias de mejor manera. Y eso es lo que Medal of Honor Warfighter trata de hacer: contarnos la historia de los Tier 1 Operators, los soldados de élite de diversos ejércitos del mundo.

Medal of Honor Warfighter busca ser una experiencia completa. Por un lado ofrece una campaña para un jugador que busca contar la historia de los Tier 1, con todo el drama bélico que las misiones en el Medio Oriente suponen; por el otro lado, Medal of Honor ofrece una vasta experiencia multiplayer que busca hacerse un lugar entre los gigantes del género: Call of Duty y Battlefield.

Pero Warfighter no es el debut de la serie en PlayStation 3 y Xbox 360, el año pasado Medal of Honor debutó con un reboot que mostró potencial pero también deficiencias. ¿Cuál fue el aprendizaje que Danger Close asimiló tras la primera entrega?

Luke Thai, single player Producer de Medal of Honor Warfighter cuenta que el primer reboot de la franquicia se notó como una experiencia diferente entre el modo de un jugador y el multijugador. “Este año tratamos de que el juego se mostrara como una experiencia integral, el single player y el multiplayer unificados. De hecho el juego fue construido sobre el mismo motor, el Frostbite 2”.

Y como no existe mejor estudio para manejar Frostbite 2 que el sueco DICE, Thai cuenta que de hecho gente del estudio detrás de Battlefield 3 se unieron a Danger Close en Los Angeles. “Adicionalmente, para incrementar los esfuerzos para el multijugador, gente clave de DICE se trasladó desde Suecia a Los Angeles para ofrecer toda su experiencia en el diseño del modo multijugador y el motor Frostbite 2”

¿Pero de qué se trata Medal of Honor, cuáles son los orígenes de la franquicia? La autenticidad, responde Thai sin titubeos: “Ciertamente quisimos continuar con la tradición de la franquicia y Medal of Honor se trata de autenticidad. Y este año una de las cosas que hicimos de manera distinta fue capitalizar el trabajo con militares, algunos en activo y otros retirados. Siempre siguieron muy de cerca el desarrollo del juego.

“Desde la historia que contamos, los objetivos de cada misión, el tipo de maniobras que encuentras en el juego, las armas, los gadgets, realmente tratamos de empujar la autenticidad más allá de lo que logramos el año pasado con Medal of Honor. Trabajamos con tantos operadores este año que realmente esa es la diferencia, es un juego más auténtico”, apunta Thai.

Y precisamente una de las discusiones que tuvimos en GameOver cuando revisábamos Medal of Honor Warfighter fue justamente la posibilidad de transformar Medal of Honor en un shooter táctico con gameplay hiperrealista, como los de la serie Rainbow Six. “Sobre si nos preguntamos en hacer Medal of Honor un juego hiperrealista, lo discutimos. Sin embargo Medal of Honor se trata de narrar una historia desde la perspectiva de los militares. Sin embargo teníamos muy claro que debíamos balancear la autenticidad y qué tan disfrutable sería Medal of Honor Warfighter para la audiencia hacia la que nos dirigimos. Fue una decisión muy consciente, desde la perspectiva del modo para un jugador. Queríamos que fuera una experiencia que muchos pudieran disfrutar”, precisó Luke Thai.

Pero en lo que respecta al multijugador y el realismo y autenticidad plasmados en Medal of Honor Warfighter, Kristoffer Hoffe Bergqvist, Creative Director of multiplayer, cuenta que se trató de “dar a los jugadores las armas y el equipo de que soldados de verdad utilizan. Fue nuestra gran apuesta. No queríamos que la experiencia multijugador se tratase de recorrer largas distancias para llegar al combate.

“Esta es la primera vez que hacemos un multijugador en Danger Close y sentimos que el modo de un jugador siempre se ha basado en historias militares. Y pensamos que esa era la dirección que debía de tomar el multijugador, por ello hablamos horas y horas con los operadores, escuchando sus ideas sobre lo que querían tener y desde ahí partimos. Por eso llegamos a la idea de tener 12 militares distintos. El tener las mismas armas y herramientas en el modo de un jugador y el multijugador hace que el juego se sienta una experiencia integral, tenemos las mismas características en ambos modos”.

Y es probable que con FPS como los venideros Halo 4, Call of Duty: Black Ops 2 e incluso Battlefield 4 (del cual podrás encontrar una invitación a su beta en tu copia de Medal of Honor Warfighter) te estés preguntando qué podrás encontrar en Warfighter que dé un respiro a un género sobresaturado: “Desde la perspectiva del multijugador, quisimos añadir la sensación de juego cooperativo dentro del multijugador con el modo Fire Team. Es cierto, estás jugando con 24 jugadores más, pero te colocamos con tu compañero de combate. Muchos juegos se concentran en el juego de equipo vs equipo, lo cual es genial cuando funciona; del otro lado están los juegos donde es un ‘todos contra todos’, por eso quisimos añadir este modo, tendrás que compenetrarte con tu compañero para tener éxito. Pensamos que ningún otro juego ofrece eso.

“Por otra parte, estamos orgullosos de lo que hicimos con el equipo y las herramientas que utilizan los militares reales. Además tenemos militares de 12 naciones distintas”, señala Bergqvist al ser cuestionado sobre la aportación de Medal of Honor Warfighter al género.

En el mismo tenor, Thai nos comenta por qué decidieron mantener a la franquicia en los rieles de la guerra moderna y no devolver a la franquicia a sus viejos escenarios de la Segunda Guerra Mundial: “La decisión de mantener Medal of Honor como un FPS de guerra moderna obedece a ofrecer un tributo a los militares actuales. Actualmente están ocurriendo muchos conflictos en todo el mundo y son tan relevantes y están tan metidos en nuestra mente que es el escenario más atractivo para los jugadores”.

Y aunque pudiésemos pensar que Medal of Honor Warfighter nos presenta conflictos bélicos actuales porque es en esa arena en la que se baten sus principales compeditores, Battlefield y Call of Duty, Bergqvist habla sobre la influencia de la realidad en cómo deseamos ser entretenidos: ““Lo que ves en las noticias afecta cómo quieres ser entretenido. Por supuesto no a ese nivel. Pero la guerra está ocurriendo y afecta cómo los jugadores quieren jugar estos juegos. Es un poco como cuando Flash Gordon se hizo popular con la carrera espacial”.

Finalmente se nos cuenta sobre la experiencia de trabajar con militares reales, algunos en activo y otros retirados. Se nos habla sobre esta fortaleza de Medal of Honor Warfighter y nuevamente se nos subraya la autenticidad del título: “Trabajar con militares reales fue fantástico. Es gente muy agradable y muy inteligente. Cuando diseñamos el juego tuvimos fuentes inagotables de inspiración. Cuando nos estancábamos en alguna parte del diseño acudíamos a ellos y nos daban una idea a partir de un gadget que sólo ellos usan y que pusimos en el juego. No hubiéramos podido concluir el juego sin ellos”.

Medal of Honor Warfighter ya se encuentra allá afuera. Lo puedes encontrar en cualquier tienda e incluso lo puedes descargar a tu PC, PlayStation 3 y Xbox 360. ¿Nuestra recomendación? Dale una oportunidad y júzgalo por ti mismo. Además, recuerda que en Game Over puedes leer una reseña del juego.

Acerca de

GameOverVg

No Description or Default Description Here

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.