Koji Kondo y la música inolvidable de The Legend Of Zelda

147 vistas Dejar un comentario

Kondo

I wanted to create something that had never been heard before, where you’d think “this isn’t like game music at all, isn’t it?” Koji Kondo, sobre la música de Super Mario Bros.

En un principio la música sólo era un complemento, no era parte esencial de un videojuego. Sólo nos acompañaba, aunque poco a poco los desarrolladores fueron notando que esos sonidos —hasta cierto punto primitivos— eran parte esencial. En ese momento nació la música de videojuegos.  Hoy en día no podríamos concebir un Tetris o Bioshock Infinite sin música, no cabe duda que es uno de los elementos que forman parte de la experiencia.

Uno de los grandes pioneros en este ámbito es  Koji Kondo, quien afirma que la música crea el ambiente, pues ayuda a dar o a quitar emoción dentro de un videojuego. Estas palabras resumen en gran medida la filosofía de Koji Kondo como creador de música de videojuegos. Como compositor de Nintendo no cabe duda la importancia de su legado, aunque para la industria su música fue el parte aguas; la unión definitiva entre sonido, historia y jugabilidad.

Kondo-540x213

Koji Kondo fue la primera persona contratada por Nintendo para crear música dentro de sus juegos. Inició su carrera dentro de la compañía en 1984 y le tomaría sólo dos años (1985 y 1986) ambientar dos de los videojuegos más reconocidos en el mundo: Super Mario Bros. y The Legend of Zelda.

Después de su exitoso juego de plataformas de 1985, Shigeru Miyamoto planeaba algo más ambicioso. Una historia épica inspirada en la literatura fantástica clásica, donde el héroe emprende una búsqueda dentro de un mundo que lo asombra, Hyrule. El viaje suele ser largo y aterrador, el héroe tendrá que enfrentar muchos obstáculos antes de regresar a casa. Explorar, viajar, pelear, resolver acertijos, son algunas de las acciones que tendrá que realizar nuestro héroe.

El encargado de ambientar este viaje sería el ya reconocido Koji Kondo, de Nagoya, Japón y con tan sólo 26 años de edad. En ese tiempo no lo sabía, pero —pese a las limitaciones de la época— nos entregaría una obra vasta, que resonaría en nuestras televisiones por horas, meses, años…

Más de 25 años han pasado desde que The Legend of Zelda vio la luz en el Family Computer Disk System y las piezas escritas por Koji Kondo —con su aparente simplicidad— siguen acompañando a Link en sus aventuras.

Muchos no lo saben, pero la música de este valiente aventurero pudo haber sido diferente. Para la pantalla de inicio de The Legend of Zelda, Kondo había contemplado una pieza clásica, Bolero de Maurice Ravel (1928).

Esto nunca pasó, pues durante la producción del juego. Kondo se dio cuenta que este clásico aún tenía derechos. Quizá una de las razones por las que el creador había escogido esta pieza es por su  ritmo y tempo invariable. Una repetición (agradable) que se necesitaría en un juego extenso como de The Legend of Zelda.

El mayor reto de un compositor de música de videojuegos es no aburrir al espectador, a diferencia de una película, en un videojuego la música nos acompaña el tiempo que nos tardemos (a veces más, a veces menos).  Por lo que crear una pieza que nos acompañará horas no es tarea fácil. ¿Cómo hizo Koji Kondo, entonces, para crear la música que nos acompañaría durante años y años?

Las influencias de Koji Kondo son muchas, en varias entrevistas ha mencionado música como el Pop, Jazz y la música latina. Y en pocas ocasiones ha mencionado a artistas concretos. Uno de ellos es Deep Purple y el otro es Sadao Watanabe, un músico japonés que toca el saxofón.

Este es un arreglo de Super Mario World hecho por Koji Kondo y Sadao Watanabe:

Una de las razones por las que Kondo disfruta escuchar música de Watanabe es porque “Su música es simple, pero cool”. Simple —fácil de recordar— y cool, como el Overworld Theme de The Legend of Zelda:

Aunque eso no es todo, el proceso creativo para de The Legend of Zelda fue más complejo. Dentro de la filosofía de Koji Kondo se encuentra crear música que sea interactiva con el juego.

Lo más importante de The Legend of Zelda es que es un juego de aventura en un mundo desconocido. Por lo que la composición de la música nos evoca sentimientos de valor y coraje. Como lo expresa el mismo Koji Kondo.

“Compuse las canciones de Zelda, teniendo cuidado de mantener el sentimiento de aquel mundo en mi mente. Además, Link no brinca y vuela como Mario, así que era un problema expresar el sentido de la valentía y de correr por el campo blandiendo una espada sin que fuera molesto”

Mientras escribía las notas de lo que sería la música de Zelda,  Kondo pensaba en ciudades y pueblos antiguos de Europa. A pesar de tratarse una tierra desconocida, la influencia occidental siempre estuvo presente, tanto en la historia como en la música.

Era un mundo desconocido para todos y para hacer música de algo desconocido, tenía que hacer música desconocida.

“Con Zelda, yo estaba tratando de mejorar la atmósfera de los ambientes y lugares. El sonido de Mario es un poco como la música popular, y Zelda es como… una especie de música de la que usted nunca ha oído hablar antes. Así que trato de incorporar muchos tipos diferentes de música para crear una sensación de otro mundo.”

Este es otro pilar de la filosofía de Koji Kondo, la música tiene que motivar a la imaginación y su música lo hace, nos hace sentirnos parte de ese mundo desconocido que visitamos.

Tal vez el hecho más curioso en la carrera de Koji Kondo es que entró a la industria casi por casualidad. Nunca entregó un demo y un amigo le avisó que Nintendo estaba contratando gente en la universidad  de Artes de Osaka, donde estudió. De hecho, como el mismo declararía tiempo después, de no ser por ese amigo se hubiera dedicado a otra cosa. Sin embargo su gusto por el órgano eléctrico, los sintetizadores y su enorme talento le aseguró un lugar en esta industria.

KojiKondo-620x

Hoy los tiempos han cambiado, el último juego en donde Koji Kondo escribió y trabajó solo fue The Legend of Zelda: Ocarina of Time. Y aunque a él le gustaría regresar a esa época, hoy en día, el equipo de sonido de Nintendo es de más de 40 personas. Eso sí, él es el supervisor.

En 1986 The Legend of Zelda fue lanzado. Sólo tenía 12 tracks. El tema principal con influencias del Bolero de Ravel, pero todos manteniendo la simplicidad y la sensación de un mundo nuevo. Y todas estas piezas musicales fueron creadas bajo la máxima filosofía de Koji Kondo: usar la música para hacer de los juegos algo más divertido.

Acerca de

Ausser

Videojugador desde el Atari 2600, editor encargado de la sección de originales. Podcaster y entusiasta de la tecnologia.Conversemos en Twitter: @Ausserkraft

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.